Los billetes electrónicos son personales y no transferibles. Prácticamente ninguna compañía aérea permite un cambio de nombre completo.


Cuando se permite hacer un cambio de nombre completo, suele ser aplicando unos costes elevados.